Herramientas Emocionales para lidiar con la Incertidumbre

taller incertidumbre

Querer saber lo que ocurrirá en el futuro y además poder controlarlo de alguna manera, no es nada nuevo. Sin embargo, los tiempos que estamos viviendo sí que nos invitan aun más a pensar (y repensar) en cómo podemos lidiar con la incertidumbre. 

La incertidumbre ocurre cuando sentimos que el suelo con el que estamos familiarizados se mueve y nos cambia el panorama totalmente. Nuestras predicciones para lo que sucederá el día de mañana ya no parecen tan seguras como alguna vez sentimos que eran. 

Ante estas sensaciones y pensamientos nuestro cuerpo responde entrando en modo de alerta y ocasionando malestar físico y psicológico. 

Aunque esta reacción es normal, no hay necesidad de dejar que dicho estado de alerta inunde nuestra vida y nos impida seguir creando, planeando y soñando. 

La capacidad de soportar la incertidumbre es una habilidad que podemos trabajar para calmar nuestra angustia y enriquecer nuestras vidas. 

En el artículo On Trying to Control the Future de The School of Life, encontramos un mensaje muy apropiado para darle espacio a la incertidumbre: 

Nuestras mentes, por muy impresionantes que sean, no pueden mirar al futuro y despojarlo de toda ambigüedad. Estamos sujetos a demasiadas variables. Nuestros telescopios mentales sólo nos permiten ver hasta ahora. Debemos aprender a dormir en la almohada de la duda.

Por eso es importante reformular nuestras expectativas y ver qué oportunidades nos puede traer la incertidumbre y cómo es que podemos enmarcarla de manera que no nos paralice. 

Herramientas Emocionales para lidiar con la Incertidumbre.

Para ir trabajando estos temas, la psicóloga Nora Zambrano y yo, hemos creado el taller online: Herramientas Emocionales para lidiar con la Incertidumbre. 

Se trata de un taller de dos sesiones grupales y una tercera sesión personalizada en la que trabajaremos temas de gestión emocional desde una perspectiva reflexiva y práctica. 

Haz click aquí para ver toda la información o escríbeme un mail si tienes alguna duda o pregunta sobre el taller. 

¡La invitación está hecha!